Economía Circular en la Industria Alimentaria

sostenibilidd alimentaria

La economía circular se está convirtiendo en una estrategia que se está incluyendo en todos los procesos productivos industriales.  Se habla de sostenibilidad o desarrollo sostenible, de cambio climático y entre todos éstos conceptos aparecen en medio la economía circular como base y motor del cambio.  ¿Estamos ante un reto para los próximos años en la industria alimentaria? ¿Es la economía circular una de las soluciones para ayudar a la mejora del medio ambiente? ¿Qué beneficios puede aportar? ¿Qué tiene que ver la industria alimentaria en todo esto?

Ante toda esta ingente cantidad de información, en este post podrás conocer los primeros términos para introducirte en la economía circular y comprobar cómo puedes ayudar a mejorar la cadena alimentaria y, por ende, la salud del planeta.

¿Qué es la economía circular?

El concepto de economía circular es el nuevo paradigma de orden mundial para transformar a la sociedad actual hacia valores como la sostenibilidad y el respeto por el medio ambiente. Su aplicación ya es efectiva en diversos sectores económicos.

En este sentido y de forma muy resumida, se trata de alargar el ciclo de vida útil de todos los productos, materiales y, en definitiva, los recursos con los que se dispone en toda la empresa alimentaria. De esta forma, se pueden introducir medidas relacionadas con el diseño como, por ejemplo, la reformulación del tipo de plásticos que se utilizan para los envases y seguir asegurando la inocuidad alimentaria del alimento

La definición de economía circular entraña un análisis del modelo productivo actual, logrando una optimización de los recursos, mayor efectividad de los procesos y una revalorización de los residuos generados, entre otros. Y, además, fomentar procesos como el diseño, reciclaje y reutilización de procesos y productos para que sean más efectivos y, sobre todo, más sostenibles. Y todo esto sin contar un aspecto definitivo, permite ahorrar costes en la producción. Esto se pone interesante.

Imitando a la naturaleza

En su origen más idealista, la economía circular pretende imitar o al menos parecerse a los procesos biológicos que se suceden todos los días en la naturaleza. El funcionamiento propio del medio ambiente y de todos sus integrantes conforman un sistema que guarda un equilibrio constante que, al mismo tiempo, está siendo sometido a presiones y graves problema que le perjudica seriamente. Ante esto, la naturaleza es capaz de idear estrategias efectivas capaces de solventar los peligros que le acechan.

La naturaleza y todos sus seres vivos establecen estrategias brillantes que demuestran una capacidad resistir ante situaciones desfavorables y, además, saben mejor que nadie, optimizar los recursos necesarios para llevar todas sus funciones.

Es ahí la nueva visión que propone la economía circular. Un cambio necesario hacia una nueva forma de ver nuestras relaciones con el entorno y los demás, no sólo una simple mejora en el uso de los recursos, sino un uso mucho más inteligente y generoso de los mismos.

Economía Circular Vs Economía lineal

Desde la Revolución Industrial, se comenzó a instalarse un nuevo modelo económico basado en la producción en línea y el uso indiscriminado de recursos tanto materiales como energéticos. La esencia de este modelo, con muchas variaciones, ha llegado a nuestros días y aun todavía se funciona bajo el precepto “USAR – CONSUMIR – TIRAR”.

economía circular vs economía lineal

Este modelo lineal tiene terribles consecuencias para el medio ambiente y, en definitiva, para todos nosotros. Cambio climático, pérdida de biodiversidad, contaminación de cuerpos de agua, desforestación masiva o sequías pronunciadas son algunas de las graves consecuencias directas de nuestras acciones sobre la naturaleza.

Aunque estos problemas son reconocibles en la actualidad, todavía falta una concienciación sobre estas cuestiones. Los datos no engañan y la cantidad de recursos utilizados para la producción de alimentos y la cantidad que posteriormente son desperdiciados (casi el 30% en la cadena alimentaria) es una desproporción desmesurada.  

Economía circular como motor del cambio

Por ello, y en contraposición, la economía circular se postula como cambio ante este sistema lineal que ya, hace unos años, perdió su vigencia y significancia en los modelos económicos. En este sentido, la economía circular viene a atenuar los daños realizados con anterioridad en el medio ambiente. Con esto, se intenta adaptar nuestras acciones diarias a un nuevo modelo o paradigma de consumo, en el que los recursos sean utilizados y regenerados para servir a la producción de otros procesos.

Y en ello, la industria alimentaria (desde grandes corporaciones a pequeños productores) tienen la obligación de revertir esta situación, que no puede alargarse mucho más tiempo. La urgencia climática pide un cambio que permita la regeneración de ecosistemas y la supresión de una cadena alimentaria que desaprovecha los recursos utilizados en gran medida.

En la actualidad, las nuevas generaciones vienen reivindicando esta manera de pensar. Y en pocos años serán los consumidores quienes, a través de sus actos de compra, se decidan por alimentos que verdaderamente son sostenibles ¿Te vas a quedar atrás?

operarios trabajando

¿Por qué la industria alimentaria?

Muchos sectores productivos son susceptibles de cambio transformadores. El avance de los tiempos y el desarrollo científico y tecnología invita a innovar y en esto, el sector alimentario es un gran especialista.

La creación de nuevos productos alimentarios capaces de crear necesidad es una tónica habitual en la industria. Además, el cambio legislativo constante de normas y leyes hacen que el sector alimentario sea uno de los centros productivos que más cambien cada año. Por ello, los profesionales del sector alimentario están acostumbrados a cambios continuos y constantes.

 Por ello, la introducción de conceptos relacionados con la economía circular supone un esfuerzo por ser partícipe del cambio transformador de la realidad.  Así, se podrá mejorar las condiciones de la empresa en cuanto a su sostenibilidad.

Diversos estudios, apuntan a que el sector alimentario junto con el automovilístico, son aquellos sectores productivos con un mayor índice para el cambio y que además necesitan una transformación urgente. Los problemas derivados de la gestión de materias primas y residuos, así como la optimización de los procesos productivos, suponen un reto futuro para la industria alimentaria.

Además, el sector alimentario dinamiza otros sectores productivos como la agricultura, ganadería y el comercio. Por ello, la importancia económica es muy relevante para el conjunto de la economía.

Frase Alimentaria de Elvira Domingo de EIT FOod

Consumidores más concienciados

De esta forma, la economía circular puede adentrarse en todos los procesos productivos de la cadena alimentaria. Desde la generación de materias primas o en industrias de primera transformación  hasta la compra por el consumidor en algún punto de distribución. En todos y cada uno de los pasos que recorre el producto alimentario genera un residuo que puede ser reutilizado o reciclado, así como revalorizado, por otro tipo de industrias. Si logramos entender este concepto y se encaja en nuestro proceso productivo, además de ahorrar costes de producción y obtener beneficios donde antes no los había, se está colaborando con la mitigación del cambio climático en nuestro planeta. Recuerda, ¡solo tenemos uno!

Puntos importantes de la economía circular en la industria aliemntaria.

Beneficios de implantar y desarrollar la economía circular en la industria alimentaria

La puesta en marcha de medidas relacionadas con la economía circular en la industria alimentaria reporta grandes beneficios a la organización empresarial en muchos aspectos. Algunos de ellos, son los siguientes:

  • Diversificación de productos. La revaloración de residuos permite obtener materias primas aprovechables para otras industrias o empresas. De esta forma, se está obteniendo un nuevo producto desde la generación de nuestros residuos. ¡Todo un éxito!
  • Procesos optimizados y eficientes. De sobra es conocida la ingente cantidad de recurso necesarios para producir un alimento. El consumo de electricidad, agua y recursos de toda índole supone un gasto enorme para la empresa. Si se examina exhaustivamente los ciclos de vida de los recursos utilizados, se podrá conocer los puntos clave a mejorar que beneficien a todo el proceso.
  • Acceso a subvenciones estatales y comunitarias. Actualmente, la economía circular se engloba dentro de las estrategias nacional de muchos países. Ante esto, se ofrecen ayudas económicas para lograr la implantación en sectores productivos, como por ejemplo la industria alimentaria.
  • Greenwashing efectivo y coherente. Se habla de greenwashing como una `lavado de cara verde’ para aparentar sostenibilidad y dar una imagen de marca que atraiga a nuevos consumidores concienciados. Si quieres vender ‘lo verde’ de tu empresa como reclamo, procura que sea coherente con tu forma de pensar y actuar. El consumidor lo terminará sabiendo tarde o temprano.

Entonces, ¿Apuestas por la economía circular como motor del cambio en tu empresa alimentaria? No lo dudes, son todos beneficios y, además, el planeta en su conjunto, te lo agradecerá.

Fuentes:

Fundación Ellen MacArthur

Economía circular: definición, importancia y beneficios. Noticias Parlamento Europeo

Estrategia Española de Economía Circular. ESPAÑA CIRCULAR 2030


Si deseas más información sobre este tema o cualquier otro relacionado con la inocuidad, seguridad o calidad de los alimentos, ponte en CONTACTO y te resolveremos tus dudas de la forma más eficiente posible.

https://foodandsafe.org/suscribete-a-foodandsafe/
banner foodandsafe servicios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.